Entradas

El duelo en el cine infantil de ayer y de hoy

Los niños y niñas son “los grandes olvidados” cuando hablamos de muerte y duelo, ya que nuestro propio miedo y temblor nos impide hablarles de la muerte, de lo qué nos pasa cuando alguien a quien queremos muere y de lo que les pasa también a ellos.

En muchas ocasiones es la falta de “herramientas” lo que nos frena a la hora de poder compartir con ellos nuestro sentir respecto a la muerte, nuestro susto y nuestra necesidad. Hoy os facilitamos diferentes herramientas a través del cine infantil que pueden ayudaros a hablar con los más pequeños de la muerte y de lo que nos pasa por dentro cuando vivimos una muerte cercana. Igualmente, les van a servir a ellos para conocer qué es la muerte de una forma humana y natural, y para facilitar su comprensión sobre la misma.

En el cine, también en el infantil, la muerte y el duelo han sido protagonistas en muchas ocasiones, aunque nuestra mirada no se haya centrado en ese tema. Os presentamos películas que llevan estando presentes entre nosotros/as desde hace muchos años. Nos gustaría que pudierais disfrutarlas, por lo que nuestro objetivo es daros pequeñas pinceladas sobre los diversos temas que podemos observar y hablar, y no un resumen de las mismas.

Os recomendamos verlas y exprimirlas sin una mirada juiciosa, ya que vamos a poder encontrar grandes diferencias entre las películas de ayer y de hoy. Os invitamos a verlas como parte del proceso y del crecimiento de nuestra sociedad y la industria del cine sobre la muerte y el duelo.

 

Películas de ayer

Bambi (1950)

La historia del crecimiento de un cervatillo tras la muerte de su madre. En ella encontramos no solamente la muerte y el duelo, sino la importancia de la amistad y del apoyo de las personas que nos quieren a la hora de caminar el proceso de duelo.

Dumbo (1985)

La historia de un pequeño elefante de circo separado de su madre. Podemos observar el duelo por la separación y también el dolor por el hecho de sentirse apartado por los demás. Una historia de aprendizaje y superación por parte de Dumbo y una lección de humildad, respeto y tolerancia.

En busca del valle encantado (1988)

La historia de Piecito, nuestro protagonista, es el camino que recorre tras la muerte de su madre, un camino con subidas y bajadas (como una montaña rusa), en el cual va aprendiendo y adaptándose a su nueva vida sin su madre. ¿Os suena?

Tod y Toby (1981)

Una historia de un zorrito y un perrito que comienza con una muerte. En esta cinta podemos destacar la importancia de la amistad, los cambios y el crecimiento a lo largo del proceso; y la lealtad y deslealtad, algo que podemos encontrar en todo duelo.

El rey león (1994)

Centrada en una manada de leones, conocemos la historia de una trágica muerte, rodeada de ciertos roces familiares y de una emoción que tiene mucha potencia en este proceso, la culpa.

 

Películas de ayer y hoy

Buscando a Nemo (2003)

Una película que ya se acerca más al hoy y que comienza directamente con una muerte. En ella podemos hablar del susto/miedo que los adultos tenemos muchas veces en relación al cuidado de los más pequeños, de la protección (o sobreprotección) de los mismos y del aprendizaje que muchos padres y madres hacen cuando sus hijos comienzan a crecer y a tener su propia autonomía.

Hermano oso (2003)

La historia de dos osos que se encuentran en el camino del duelo tras la muerte de un ser querido. En ella encontramos la importancia del respeto, del apoyo y del no-juicio, además del “peligro” de los secretos sobre la muerte que muchas veces rodean a los niños y niñas. También aporta un lado espiritual a la muerte y el duelo.

Up (2009)

Igual que varias de las películas mencionadas, en Up nos encontramos con un viaje tras la muerte de un ser querido con quien nuestro protagonista ha pasado toda su vida. Un viaje en el cual aprendemos que las emociones van de la mano, y que tristeza y alegría pueden estar juntas y en el camino que llamamos duelo. Descubrimos la fortaleza de caminarlo y la esperanza de llegar a ilusionarnos de nuevo.

Como entrenar a tu dragón (trilogía) (2010)

En esta trilogía podemos encontrar la historia de amistad entre un vikingo y un dragón que comparten un mismo dolor (en este caso un dolor físico, ambos pierden una pierna y un ala a lo largo de las películas). Trata la importancia de la amistad, el dolor por la muerte y el proceso de duelo, y también las despedidas e importancia de las mismas.

 

Películas de hoy

Intensamente (2015)

Esta historia nos cuenta el duelo que vive una niña de 11 años al tener que cambiar de ciudad por el trabajo de sus padres. Con ella conoceremos las emociones y aprenderemos la función de cada una de ellas, y el hecho de que todas son “buenas”, sanas y está bien que les demos permiso y espacio.

El viaje de Arlo (2015)

Su nombre nos lo desvela. Esta película habla sobre un gran viaje, el de un pequeño niño y un dinosaurio en la búsqueda de la familia de este último dejando atrás el miedo por lo desconocido. Ambos comparten herida y dolor, algo que les une a lo largo del viaje. Además, encontramos algo muy importante en el proceso de duelo: el recuerdo de las personas que ya no están y los rituales que nos acercan un poquito a ellas.

Big hero 6 (2014)

Esta cinta comienza con la muerte del hermano de nuestro protagonista. En ella podemos hablar acerca de la importancia de cuidarnos en el proceso de duelo, de pedir ayuda cuando lo necesitemos y de recordar a aquellas personas que no están, muchas veces ayudándonos de objetos que nos unen a ellas.

Más allá de la luna (2020)

Una curiosa película que nos cuenta la historia de una adolescente que vive la muerte de su madre y, tras unos años, la lucha con su padre, ya que este ha conocido a otra mujer. Podemos hablar del miedo a olvidar y de la ilusión y del aprendizaje de poder seguir viviendo teniendo presentes a nuestros seres queridos muertos.

Soul (2020)

Una de las últimas películas que se han estrenado. En ella entramos de lleno en la muerte y en el “más allá”. Podemos hablar sobre ello, sobre el ritmo de vida que llevamos (a todo correr) y la necesidad de parar y cambiar la mirada ante la vida y la muerte. Podemos reflexionar sobre el aprendizaje que nos puede dar la muerte.

 

Estas 14 películas son algunas en las cuales podemos encontrarnos a la muerte (o la pérdida o la ruptura) y el duelo como protagonistas. Esperamos que os sirvan de ayuda para poder hablar de la muerte con nuestros pequeños, repetimos, de forma natural y humana; y también de muchos otros temas como pueden ser las emociones, la lealtad, la amistad, los secretos….

¿Qué os parecen? ¿Veis alguna diferencia entre las más antiguas y las recién estrenadas? Os invitamos a que podáis disfrutarlas, con tranquilidad y poder usarlas como una pequeña ayuda con nuestros niños y niñas

El duelo en la infancia y en la adolescencia

La muerte forma parte de la vida, no podemos evitarla. Cuando nos toca de cerca necesitamos ayuda, acompañamiento, comprensión y espacio para dolernos. El entorno, la sociedad en general, tiende a distraer, a “proteger”, a evitar que nos dolamos. Esta realidad se incrementa cuando hablamos de nuestros menores.

Tal vez necesitemos lo contrario… Educar para la muerte es inseparable de educar para la vida y nos ayuda a caminar hacia la serenidad de saber vivir cada momento intensamente porque cada instante es único e irrepetible.

Este tríptico recoge algunas pinceladas sobre el duelo en los menores, cómo lo viven y como podemos acompañarles en su proceso.

 

DESCARGAR EL TRÍPTICO EN PDF

El duelo en niños y niñas en esta situación de confinamiento y pandemia

Los niños y las niñas dependen de sus adultos de referencia para adaptarse saludablemente a las circunstancias complicadas. Nos encontramos ante una situación totalmente nueva para ellos y para nosotros… la obligación de estar en casa, salirnos de la rutina, y también de aquello que nos evade… Y además el miedo a la muerte y a la enfermedad, la realidad de que alguien cercano esté contagiado o haya muerto por este motivo o cualquier otro… Una suma de factores difíciles.

Está suponiendo todo un reto adaptarnos, y también lo es acompañar a los pequeños en su propia adaptación, sobre todo porque se mueven nuestros propios dolores, miedos o preocupaciones.

Pero tienen derecho a que lo intentemos, aquí van unas cuantas pautas que pueden ayudarnos:

🦋 Procurad responder a sus preguntas con la mayor claridad y ajuste a su capacidad de comprensión.

🦋 Es importante tranquilizarles al respecto de su propia muerte o enfermedad y la de sus familiares. Sobre todo a los más pequeños les podemos recordar que “muere la gente que es muy muy mayor o muy muy malita, y los mayores estamos haciendo todo lo posible para protegerles y protegernos”.

🦋 No debemos negarles la realidad. Si no sabemos la respuesta, les diremos que no la sabemos, sin inventarnos. Por ejemplo: “No sabemos cuándo acabará el estar encerrados pero sí sabemos que volveremos al colegio, a trabajar, a ver a los amigos…”.

🦋 Si como familia estamos en duelo, hablemos de cómo nos estamos sintiendo (tristes, enfadados, contentos, miedosos…). En nuestro proceso tendremos momentos de mayor dolor por la pérdida y otros de menos o, incluso, alegres alrededor de recuerdos bonitos. Ambos dos pueden ser compartidos con los más pequeños.

🦋 Es importante proteger a los menores de situaciones de desbordamiento en las que perdemos los nervios, el dolor es muy desgarrador o nos invade el miedo. Puede servirnos hablar con otro adulto o buscar soporte. Recuerda que el dolor no mata y todos somos capaces de sobrevivir a un proceso de duelo.

🦋 Frente a una posible pérdida, es importante hablar con ellos para que puedan integrar esta realidad. Podemos invitarles a hacer algún dibujo, manualidad o escrito para despedirse e intentar hacérselo llegar a la persona que esté muriendo si es posible.

No olvidemos que aun siendo muy pequeños, sienten muy fuerte y son tan capaces como nosotros de superar situaciones estresantes y elaborar sus duelos, solo necesitan protección, información y muchísimo cariño para hacerlo de forma saludable.

Taller de Pequeños Pasos. Abierta la inscripción

Abiertas las inscripciones del taller de Pequeños Pasos para el curso 2019/2020

Queremos compartir que ya están abiertas las inscripciones del Taller de “Pequeños Pasos” para el curso 2019/2020.

Como sabéis es un taller dirigido a niños y niñas de entre tres y diez años que están viviendo un proceso de duelo por la pérdida de un ser querido. El objetivo es ayudar y apoyar a los más pequeños a normalizar, comprender y vivir la pérdida de una manera sana y adaptativa.

También hay un espacio dirigido a los Padres y Madres con el fin de ofrecer orientaciones y herramientas útiles durante el proceso de adaptación a la pérdida.

Pequeños Pasos es un taller grupal que dura como un curso escolar, de septiembre a junio. Las sesiones son quincenales y tienen una duración de hora y media.

Podéis hacer la inscripción a través del correo de la asociación: info@goizargi.org o del teléfono del 660 03 41 01.

Os animamos a compartir la información con aquellas personas que sintáis que puedan necesitarlo.